Futuro imperfecto. El Páis.

La física cuántica nos muestra posibilidades infinitas y fantásticas: con esos conocimientos los conceptos racionales o filosóficos, conocidos hasta ahora ya no pueden tener cabida. Intuyo, que en un futuro próximo nos encontremos ante un cambio radical en todos los campos, donde  podemos ser conscientes de nosotros mismos y de lo que nos rodea, en otra dimensión desconocida, que nada tiene que ver con lo percibido hasta este momento. El avance puede ser impresionante y los  anquilosados en la ley del más fuerte, poco o nada podrán hacer, aunque se empeñen en defender sus racionamientos obsoletos, ¡pero quizás, acostumbrados a imponer su ley! puedan causar sufrimiento durante algún tiempo.

Anuncios

Filósofos contra creyentes. El País.

La angustia que produce la ignorancia puede albergar algún alivio por el avance de la física cuántica, que corrobora los aciertos que plasmaron muchos filósofos existenciales del pasado.

Definición en suspense del misterio.

Si somos consciencia pura que percibe el universo

¡quisiera tener la opción de escoger el contenido!

soy testigo de un momento que realidad me parece,

el cosmos no usa medida en el vislumbre del tiempo.

La identidad de los seres carece de actualidad

y sus múltiples comedias, reflejan la variedad

en ensoñación constante que recoge muerte y vida,

reiteración definida en un concierto banal.

Puede llegar otro tiempo que física cuántica anuncia

y en espera de alcanzar, el anhelo va minando

el transcurrir del teatro hasta la escena final.

N.G.

 

 

 

¿Qué está pensando América?

¿Mutación política cuando dirigentes como Trump, entre otros, que supuestamente estimulan la xenofobia, el empleo de la violencia y practican la ley del más fuerte?
La mutación deseada solo puede venir de las masas evolucionadas y no de los dirigentes interesados en sus propios logros o los de su grupo. Para esa tarea se necesitan personas sanas y deseosas, de que los mundos prosperen implantando una educación adecuada con acceso a todos los públicos.

 

La Vanguardia Madrid, día de las escritoras.

Hoy como ayer, muchas creadoras pasan desapercibidas y en menor medida, también algún artista varón. Aún así, seguimos en la brecha.

Sentí el mordisco de la creatividad en el París de los años 60 y comencé mi trayecto artístico, con muchas dificultades y “también obtuve algunas recompensas”. Conservo una cantidad significativa de obra plástica. A finales de los 80 volví a España y descubrí la literatura que también me apasionó. He puesto todo mi entusiasmo y amor, en ambas actividades con el talento innato del cual disponía que quizás “no era lo suficientemente brillante”. Tengo 6 obras literarias publicadas y un manuscrito, sin publicar. Hoy con 80 años me siento fracasada y me pregunto. ¿mis obras plasmadas han servido de algo?

Quizás ya conozca la respuesta aunque me cueste asimilarla a saber: lo importante es hacer aquello en lo que se cree, en todo tiempo y dejar que el tiempo se ocupe de encontrar el lugar correspondiente.

Saludo a todas las creadoras que se sienten fracasadas y les animo a continuar.

N.G.